consulta personal de tarot
Home » Oráculo » Significado del Oráculo

Significado del Oráculo

oraculo significadoEn la actualidad, cuando hablamos del Oráculo, solemos referirnos a esa adivinación o profecía que conseguimos tras llevar a cabo alguna de las artes adivinatorias que existen. En las cartas del Tarot, por ejemplo, se denomina Tarot del Oráculo a algunas de las artes con las cartas que nos dan respuestas sobre nuestras dudas sobre el futuro, el I Ching o libros de los cambios, es considerado el Oráculo Chino por excelencia y el Oráculo del amor, es el nombre que se usa para referirse a aquellas artes adivinatorias que tienen como objetivo descubrir si somos correspondidos o no. Existen muchos tipos de oráculos y todos y cada uno de ellos hacen referencia al porvenir y el destino, cuestiones de gran importancia y trascendencia para el ser humano, pero, ¿de dónde viene el término Oráculo? ¿Cuál es su origen y como ha llegado a nuestros días?

De la raíz latina oraculum, un oráculo es una palabra que se usaba para referirse a la respuesta que daban los dioses a una consulta determinada, además de ser el término que se usaba también para denominar el lugar sagrado (templo en la mayoría de los casos) donde se llevaba a cabo la consulta adivinatoria. En la antigüedad, la respuesta de los dioses, podía venir por diversos canales: a través de los sueños, con señales que los sacerdotes de los templos tenían que desentrañar o mediante la voz de los propios sacerdotes. En las civilizaciones antiguas era normal creer en los oráculos y otro tipo de técnicas de videncia y adivinación, los más conocidos hoy en día, sin ninguna duda, son los oráculos griegos y en particular, el Oráculo de Delfos, conocido por ser el templo oracular con más número de aciertos de toda Grecia. Los romanos también tenían oráculos romanos, aunque en su caso, estaban vinculados a Carmenta, que era una deidad femenina. También son muy conocidos, el Oráculo Maya, que tiene como finalidad ayudar a las personas a conocer su verdadero propósito en la vida, y el Oráculo Egipcio, estrechamente vinculado al Tarot y a uno de los libros más antiguos que se conocen: el libro de “Thot”.

Sea como sea, hoy en día, el término oráculo es muy utilizado en el mundo esotérico. Las artes y mancias adivinatorias se han transmitido de generación en generación hasta llegar a nuestro días, en su diversidad de fórmulas y posibilidades. Quizás el Oráculo haya perdido su significado original que lo vinculaba a la voluntad de los dioses, pero está estrechamente conectado con lo intangible y lo extrasensorial. Podemos decir que el oráculo es la respuesta sagrada del cosmos, de la energía, de lo desconocido, la respuesta de ese algo que no podemos describir da una pregunta de vital importancia para el consultante. Un Oráculo puede llevarse a cabo mediante cualquier tipo de actividad con carácter adivinatorio, podemos hacer un Oráculo en una tirada de las cartas del tarot, leyendo la mano o usando las runas, el método no importa, sólo es el canal que nos conecta a la sabiduría eterna.

El uso de los oráculos a día de hoy es una de las formas más comunes de adivinación y son muchas las personas que buscan la verdad de su vida en ellos. Aunque es un sistema adivinatorio, esa no es sólo su única función, los oráculos también pueden ser una buena forma para conocernos a nosotros mismos, desentrañando nuestros propios problemas y debilidades, buscando en nuestro interior, gracias al simbolismo típico de la clarividencia, las respuestas a nuestros propios dilemas. En definitiva, el Oráculo es una forma de profecía que esconde dentro de ella la llave de tu destino, ¿te atreves a cogerla y descubrir que te depara el futuro?

amplía tu consulta de tarot
Yandex.Metrica